Identifica tu tipo de cabello y dale los cuidados necesarios.

Es indispensable aprender a identificar nuestro tipo de cabello para poder cuidarlo de acuerdo a sus necesidades y no dejar de distinguirnos por un cabello precioso, te invitamos a echar un vistazo a esta guía para que dejes de dañar tu cabello, por darle los cuidados equivocados.

Cabello Seco

Este tipo, como su nombre lo dice, sufre por falta de humedad, ya que la grasa del cuero cabelludo es muy poco y no lo protege lo suficiente, por lo mismo tiende a verse opaco y cenizo, los problemas que conlleva este cabello es la dificultad para desenredarlo y lo quebradizo que se vuelve.

Los cuidados que requiere son muy sencillos, es recomendable no lavarse el cabello diario para evitar remover la poca grasa capilar que se tiene y cuando se lave que sea con agua tibia o de preferencia fría. También puedes utilizar hidratantes y masajear tu cabeza para estimular la producción de grasa.

Cabello Grasoso

Tener así el cabello es debido a la alta secreción de grasa por parte de las glándulas sebáceas, lo cual provoca el exceso de brillo y la facilidad con la que se ensucia, lo cual se vuelve dañino para nuestro cuero cabelludo.

Para cuidarlo puedes utilizar un shampoo suave y además de mantener una dieta a base de frutas y verduras, así como evitar consumir alimentos fritos.

Cabello Normal

La mayoría de los adolescentes cuentan con este tipo de cabello, el cual es el más sano, ya que no le hace falta humedad ni le sobra grasa, comienza a volverse seco o graso debido a los cambios hormonales que se presenta durante nuestro crecimiento y también por factores externos como la exposición solar, la alimentación, en su caso también por el uso de medicamentos o químicos en nuestro cabello.

Aunque sea muy sano debemos cuidarlo también para mantenerlo, se recomienda utilizar shampoo con nutrientes activos y procurar no utilizar demasiados productos en él para evitar que se nos maltrate.

Cabello Fino

Tener el cabello fino es una situación un tanto difícil, ya que se necesita de más cuidados de lo normal al ser muy poco resistente a los cambios climáticos y también al uso de secadoras, planchas, tenazas, etcétera.

Se ha llegado a recomendar para su cuidado y para cambiar la apariencia del mismo, el uso de tintes del color contrario al natural, así como shampoo y acondicionador suaves para protegerlo.

Cabello Grueso

Al tener un diámetro mayor de la hebra del cabello, además de volverse mucho más pesado es sumamente resistente al calor y al desgaste de peinarlo, pero el inconveniente más grande es el exceso de frezze y de volumen con el que cuenta al acumular un 45% más humedad que el promedio, lo que a veces puede resultarnos complicado de acomodar.

Puedes cuidarlo con el uso de un shampoo y acondicionador suave y utilizar cremas para peinar, siliconas, gel, mousse, entre otros para combatir el exceso de volumen.

Recuerda que Genex es una fórmula de ingredientes activos que proveen de los nutrientes necesarios a todos los tipos de cabello y cuero cabelludo, por lo que puedes utilizarlo para cuidar tu cabello y mantenerlo fresco y hermoso.